cabezal
Ciudad Juárez | Dólar: COMPRA -VENTA -Suscribase Suscribase

Trasfondo

Ley de seguridad, vuelta al autoritarismo

 

Carlos Murillo González

Culpable o no, ahora tu libertad está en juego
Eduardo Cisneros
 

El fascismo trata afanosamente por establecerse de manera legal en México de mano de la clase política, esa amenaza permanente de hombres y mujeres sin escrúpulos capaces de escupir a su madre o vender la patria si es necesario con tal de seguir mamando del poder. La criminalización de la sociedad no sólo lleva en marcha lo que tiene Calderón de presidente espurio, ahora también será una excusa para reprimir cualquier manifestación legítima u antigubernamental.


Más Trasfondo

Juego de Ojos

El león y el unicornio


Miguel Angel Sánchez de Armas


Estoy en condiciones de garantizar a mis lectores que la revolución palaciega encabezada por los simpáticos duques de Sussex, doña Meghan y don Harry, no pone en peligro a la civilización occidental ni amenaza el Mexican way of life.

No dudo que en algunos caserones herederos del porfiriato o entre las damas de la Perpetua en donde se guarda celosamente la memoria de doña Carlota y don Maximiliano, algunas lágrimas habrán de derramarse por la infausta noticia de la valiente y, diría yo, patriótica decisión de los duques: renunciarán a sus privilegios en la casa real británica y buscarán una vida normal de trabajo en algún rinconcito de la Gran Bretaña (a punto de convertirse en la pequeña Inglaterra post-Brexit), en los United States de Mr. Trump o en alguna acogedora comarca canadiense.


Más Juego de Ojos

 

MarcaPasos

LA NECESIDAD DE ORGANIZARNOS PARA EL PLEBISCITO: EN FAVOR O EN CONTRA, DEL PROYECTO JUÁREZ ILUMINADO


Leobardo Alvarado


SOBRE EL PLEBISCITO aprobado por el Instituto Estatal Electoral para que sean las y los ciudadanos quienes decidan si desean el proyecto Juárez Iluminado, vale recordar la historia local reciente.

El año 2005 se buscó el referéndum para impedir que se llevara a cabo lo que coloquialmente se conoció como "Ciudad Vallina"; o la propuesta del desarrollo del Plan San Jerónimo. Entonces el Congreso Local negó esa posibilidad, pese que de las alrededor de 44 mil firmas que se necesitaban para avanzar el proceso, las y los ciudadanos que participamos de aquel momento logramos recabar más de 55 mil firmas.[1] En este sentido es importante reconocer el papel preponderante que tuvo el Consejo Ciudadano por el Desarrollo Social donde confluíamos diversas organizaciones de la sociedad civil.
 


Más MarcaPasos

 

desde
España


¿Exilio de Maduro A Cuba?

Germán Gorraiz Lopez

Tras el exilio de la cúpula chavista a Cuba, asistiremos en Venezuela a la formación de un Gobierno de Transición integrado por figuras de prestigio tanto de la oposición como del chavismo que deberá preparar unas nuevas Elecciones Presidenciales para el 2021.


¿Maduro delenda est?

El acuerdo chino-venezolano por el que la empresa petro-química estatal china Sinopec invertirá 14.000 millones de dólares para lograr una producción diaria de petróleo en 200.000 barriles diarios de crudo en la Faja Petrolífera del Orinoco, (considerado el yacimiento petrolero más abundante del mundo), sería un misil en la línea de flotación de la geopolítica global de EEUU (cuyo objetivo inequívoco sería secar las fuentes energéticas de China), por lo que EEUU juró lograr la defenestración de Maduro.


Más desde España


Por los caminos de Sancho

Belicosos


Renward García Medrano


Es difícil entender la lógica de los políticos; a veces ni ellos la entienden y se limitan a repetir patrones de conducta que funcionaron hace cincuenta años.  Algunos tienen un espíritu camorrista y suelen estallar con facilidad –“son de mecha corta”, dicen sus amigos– pero por motivos del todo incomprensibles, no dan la cara; agravian, calumnian, descalifican, desprestigian a sus adversarios, pero jamás mencionan sus nombres, como si quisieran evadir la responsabilidad de sus palabras.

Este lenguaje zahiriente pero indirecto, pudo ser útil a mediados del siglo XX, cuando había un partido hegemónico y un sistema piramidal de ejercicio del poder político, en el que un exceso verbal podría ser muy costoso. Pero en el siglo XXI y en un país que tuvo una transición democrática profunda y pacífica, el doble lenguaje de otros tiempos suena tan artificial como sonaría Shakira si quisiera adoptar el estilo de Libertad Lamarque. 

Los políticos de otros países tampoco suelen ser confiables, pero son menos barrocos. Lula, por ejemplo, tiene un talante optimista y llama a las cosas por su nombre; la actitud de Obama es abierta; destila eficacia y claridad. Pero el panismo en el poder sigue estancado en el rencor social soterrado que sale a la luz en el discurso ambiguo pero de una violencia emocional intimidante.


Más por los caminos

 

 

 

 
Juego de Ojos
 

 

Mercaderes de la muerte

Los más letales instrumentos de exterminio no están en los arsenales nucleares de las grandes potencias sino en las calles de las ciudades, en las zonas de conflicto de “baja intensidad” y en los feudos de los señores de la guerra: 550 millones de armas “ligeras”, una por cada 12 habitantes del planeta.

Medio millón de seres humanos mueren cada año víctimas de balas de calibre de pequeño a moderado. La inmensa mayoría de estas víctimas son civiles. En algunas regiones del mundo quienes disparan esos proyectiles son niños de entre diez y 15 años.

Miguel Angel Sánchez de Armas

 

 

 

 

 

Mercaderes de la muerte

 

 

 

 

Miguel Ángel Sánchez de Armas

 

 

 

Los más letales instrumentos de exterminio no están en los arsenales nucleares de las grandes potencias sino en las calles de las ciudades, en las zonas de conflicto de “baja intensidad” y en los feudos de los señores de la guerra: 550 millones de armas “ligeras”, una por cada 12 habitantes del planeta.

 

Medio millón de seres humanos mueren cada año víctimas de balas de calibre de pequeño a moderado. La inmensa mayoría de estas víctimas son civiles. En algunas regiones del mundo quienes disparan esos proyectiles son niños de entre diez y 15 años.

 

México ya forma parte de esas “regiones del mundo”: hace unos días en Torreón un niño de once años asesinó a una maestra, hirió a compañeros y se suicidó; en enero de 2017, un adolescente regiomontano balaceó a profesores y alumnos antes de quitarse la vida. Además de las razones que convirtieron en asesinos a estos chamacos, queda al descubierto la creciente facilidad para obtener artefactos letales.

 

El tráfico de armas es una industria que rivaliza con el comercio internacional de drogas. Así como los cárteles no escatiman energía e imaginación para ampliar su base de consumidores, los proveedores de armamentos tienen como meta pertrechar a tantos seres humanos como sea posible.

 

El movimiento de los arsenales es muy complejo. Comienza bajo la forma de exportaciones legales en los países productores (Estados Unidos, China, Israel, Rusia y otras naciones del ex bloque soviético y de Europa) y se inserta en una red cuasi legal de comercio que desemboca en los mercados “legales” y “negros” del planeta. El mecanismo que abastece a los talibanes en Asia, a los tutsis y hutus en África y a los cárteles en México, Centro y Sudamérica, es el mismo que facilita un AK47 “cuerno de chivo” en Tepito a quien pueda entregar mil 500 dólares en efectivo.

 

El mercado de armas representa ingresos de cientos de millones de dólares para los fabricantes y de miles de millones para los traficantes. ¿Cómo creer los encendidos discursos de los representantes del primer mundo a favor de los derechos humanos en los foros internacionales cuando son los países que representan los principales fabricantes de pistolas, ametralladoras, rifles, escopetas y otros instrumentos de muerte?

 

Hay estados que con una mano entregan ayuda a la Cruz Roja Internacional y al Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados, y con la otra tecnología y licencias de fabricación de armas a pujantes industrias del tercer mundo. “Mientras escribo, seres humanos altamente civilizados vuelan sobre mi con la intención de matarme”, apuntó George Orwell en El león y el unicornio.

 

En el mercado doméstico de Estados Unidos casi cualquier persona puede adquirir un arma en tiendas o por Internet. Y hasta hace poco las balas se vendían en los supermercados a poca distancia de las jaleas, la leche y las verduras.

 

Sicópatas gringos que masacraron a compradores en centros comerciales, a comensales en locales de venta de hamburguesas, a estudiantes en escuelas o a creyentes de sectas religiosas, probablemente compraron “legalmente” las armas y las municiones.

 

Algunos las adquirieron a crédito y no las terminaron de pagar. Y mientras la sociedad yanqui llora a sus muertos, los asesinos son defendidos por otros sicópatas agrupados en una llamada “sociedad nacional del rifle” muy temida en Washington por su capacidad de cabildeo y cortejada por una pléyade de políticos crónicamente necesitados de fondos electorales. Apunto que los militantes de tal sociedad se cuentan entre los mejores amigos de Mr. Trump, de funcionarios del gobierno y de representantes populares.

 

El mercado de las armas obedece a las mismas leyes económicas que, digamos, el mercado internacional de chatarra. Los fabricantes venden su mercancía a exportadores “legales” (me resisto a utilizar el término “legítimos”). Estos los entregan a la red de mayoristas, medio mayoristas y minoristas que surte tanto a los clientes “naturales” a quienes se expedirá factura (ejércitos, corporaciones de seguridad pública) como a los “pardos” que recibirán los cargamentos con guías de aduana falsificadas en recónditos puertos.

 

Pero llega un momento en que los clientes “naturales” se encuentran con un exceso de mercancía en las manos, como sucedió después de la guerra en los Balcanes y a la caída de la cortina de hierro, y entonces esa mercancía reingresa al circuito económico de la misma manera que los autos robados y presiona los precios a la baja. Eso explica que en África oriental los ejércitos de niños estén dotados con rifles de asalto Kalashnikov nuevecitos. Y también explica el surgimiento de una red de comercio especializada en abastecer a las pandillas criminales en todo el mundo. Entiéndase, no a terroristas o a traficantes de droga o a movimientos de liberación, que tienen sus propios marchantes, sino a los asaltabancos, a los secuestradores, a los piratas y a los papás de niños asesinos.

 

Y si a usted le parece que esto es diabólico, permítame decirle que hay otras ramificaciones de este comercio execrable: la producción y distribución del “gran” armamento: aviones, barcos, submarinos, cañones y misiles, así como la fabricación de las “minas antipersonal” que han desfigurado a cientos de miles de seres humanos, principalmente niños y niñas, en muchas partes del mundo.

 

19 de enero de 2020.

 

  

☛ @juegodeojos  â˜› facebook.com/JuegoDeOjos â˜› sanchezdearmas.mx

 

 

Miguel Ángel Sánchez de Armas

[email protected]

[email protected]

[email protected]

Tuit: @sanchezdearmas

Blog: www.sanchezdearmas.mx

 

 

 -------------------------

Miguel Ángel Sánchez de Armas: Profesor del postgrado en comunicación de la Universidad Iberoamericana, campus Ciudad de México. Doctor en comunicación por la Universidad de Sevilla. Autor de diversos libros, entre ellos Apuntes para una historia de la televisión mexicana; El enjambre y las abejas: reflexiones sobre comunicación y democracia, y En estado de gracia. Conversaciones con Edmundo Valadés. Fundador de la Revista Mexicana de Comunicación y de la Fundación Manuel Buendía, A.C. Ha sido conferencista en universidades del país y del extranjero y tiene numerosas participaciones en congresos nacionales e internacionales. Ejerce el periodismo desde 1968. Su columna semanal “Juego de ojos” se publica en México, Estados Unidos, Sudamérica y España.

 


  Imprime este texto


Más Información de Juego de Ojos

El león y el unicornio
Después del coronavirus
Morir de amor
El niño Fidencio
Todo se desmorona
Un libro llamado Ulises
Memoria de Los heraldos negros
Una cineasta nazi llamada Leni Riefenstahl
La Bestia
Diablo crucificado
¡Nunca más!
Mercaderes de la muerte
Una vida en el karroo
De adjetivos y lugares comunes
Esa montaña...
La venganza de los Asturias
Ensalada invernal
Recuperar el pasado
Ve y dilo en la montaña
Jesús Blancornelas, in memoriam

 
PUBLICIDAD
MÁS INFORMACIÓN

Ejecutan a joven en unas tapias
del poblado de Loma Blanca
| Portada
Hallan cuerpo sin vida en la Acequia
Madre en avenida Villarreal Torres
| Portada
Balean a conductor en movimiento
sobre la Paseo Triunfo; al hospital
| Portada
| Gotera
Registra El Paso el primer
muerto por coronavirus
| Portada
Suben a 11 los muertos
por COVID-19 en el estado
| Portada
Dona empresa a Municipio
túnel sanitizador para evitar
contagios de Covid-19
| Portada
Asesinan a joven en una
tapias de la Josefa Ortiz
| Portada
Lo buscaban por dealer y lo
atrapan con 4 libras de marihuana
| Portada
Lo 'levantan' de una fiesta y le
dan golpiza; arrestan al culpable
| Portada
Ha valorado Municipio a
12 mil 600 personas con filtros para detectar COVID-19
| Portada
Se cae el drenaje en la López
Mateos y Zarco; cierran crucero
| Portada
Deben 50 mil millones de pesos al fisco
quince grandes empresas, revela AMLO
| Portada
Templado, con 26º C.
y sin viento: PC
| Portada
''Heroicas'' las pequeñas empresas en tiempos del Covid-19; no despiden empleados, detaca el Presidente | Portada
Internos de UACJ en hospitales
podrán retirarse temporalmente
| Portada
Ha repartido Municipio
34 mil apoyos alimenticios por contingencia de COVID-19
| Portada
Tirotean a mujer en colonia
Pablo Gómez; herida al hospital
| Portada
''No esparzan el virus'', pide
a migrantes la Embajada de EUA
| Portada
Arrojan cuerpo desmembrado en
un crucero de la colonia Díaz Ordaz
| Portada


Gotera

   No.

         (O, 'ya se cayó el arbolito donde dormía el pavorreal ♫')

   No conocían la palabra no.

   Se hacía todo a como se les hinchaban los tilines, no sólo le daban órdenes sino que hasta le tronaban los dedos al presidente.

   Y es que son los cucarachones gordos, magnates propietarios de grupos como Femsa, la fabricante de la Coca en una docena de países, de buena parte de Heineken y de la cadena de los Oxxos. De ese pelo los miembros del celestial club.

   Acostumbrados a zurrarse en el despacho presidencial, limpiarse con la banda y salir de ahí con la condonación no de cientos, sino de decenas pero de miles de millones de pesos.

   Pero les han dicho que no, que ya no, y han enloquecido.

   Echan por delante a mayorales, eunucos y mayordomos, es decir la burocracia de los sindicatos patronales, para dictar su plan de país: endeudamiento para rescates y --de vuelta la burra al maiz--, exención de impuestos.

   Fue lo que en resumen recién exigieron en un ciberencuentro público nacional, aunque todo envuelto en huevo, bajo el falsísimo discurso de sacar de las crisis a los pequeños empresarios.

   Aludieron a los taqueros, boleros, taxistas, peluqueros y chicleros, pero pos'cuándo, cuándo cabrones se han ocupado de ayudar a los greñudos, sus enemigos de clase, a los que desde siempre escupen y catalogan de basura social.

   (Eso, sin dejar de mencionar las puñetas de derrocar al presidente que le hicieron llegar vía esa comunicación digital al conductor de la catarsis, Carlos Salazar Lomelín, cabeza del CCE).

   Pero no es no.

   Muy lejos de doblarse, Andrés Manuel López Obrador ha encuerado a un grupito de 15 de los más grandes zopilotes como deudores fiuuu¡ de 50 mil millones de pesos en impuestos.

   Les ha dicho, o pagan...o cuello.


Más Gotera

Leviatán

“Muerte al violador premio a la infidelidad”


Ramón Quintana Woodstock

 

“Muerte al violador premio a la infidelidad”… “nada de sostén, nada de pastillas que las tome él”

…en la década de los 80s sorprendió la lirica de esta rola que invadía el ambiente iberoamericano, sobresale porque no eran tiempos de rebelión femenina, eran tiempos de guerrilla y devaluación económica; la palabra “empoderamiento” aun no aparecía en el diccionario del género y cuando todo parecía revuelto entre la juventud descarriada de los ochentas, esta pieza en castellano le daba dirección a tantos desheredados que buscaban en el rock en inglés un pivote de escape.



Más Leviatán

La Nota Nostra

El sonoro informe de la convocatoria a los abrazos en las plazas públicas

 

Ramón Quintana Woodstock

 

Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total. Informe: decepción total.

 

Mediometro

¿Por qué no hay obra pública importante de Gobierno del Estado en Ciudad Juárez?
No hay dinero, como afirma el gobernador
Represalia por no haber votado por el PAN
Como dice Corral: es "lo que Juárez merece"
Se guarda el dinero para la campaña del '21
Porque el gober se volvió 'chihuahuita'
Se usa el presupuesto para 'cultivar' voto panista
Demasiado dinero en propaganda oficial
Se da el recurso a grupos y asociaciones 'azules'
No alcanza porque funcionarios tienen supersueldos
     Resultados

DesdeJuárez

Fetichismo: Objeto al que se rinde culto o reverencia sin ninguna justificación, como los retratos de algunos revolucionarios

 

Juan Hernán III Ortíz Quintana

Si te molesta que alguien piense, viva y sea distinto a ti, te recomiendo dos cosas. Una deja de leer esto, que tengas lindo día y se feliz. La otra… ve a terapia, lo necesitas.

No trataré un tema tan polémico como el aborto, la libre determinación de la personalidad o la legalización de la marihuana para su uso recreativo. Pero sí es un tema sumamente sensible.

¿Cómo lo sé? Mi padre me lo enseñó. Sí, él era un cabrón muy sabio. Sabía de todo. Pero para él, el conocimiento no tenía sentido. Era más una cuestión de estatus, le gustaba sentirse superior y adoraba corregir a gente ignorante, más si cabía una burla de por medio.


Mas Juárez

Sindéresis

Papá doctor, hijo y coronavirus

 

Francisco Flores Legarda


cuando se abre una flor, es primavera en todo el mundo”
Jodorowsky 
 


– «Papá, Cuéntame un cuento, uno cortito. Te juro que es el último.»

– «Bueno», dijo algo pensativo Martín, que trabajó en el hospital 48 horas seguidas. Y es que por culpa de esta pandemia, casi no ha estado en casa.
– «¿Te cuento el del dragón? Ese que te da mucho miedo.»

– «No papi, ese ya no me da miedo. Cuéntame el del coronavirus.»


Mas información

 

 

© Copyright 2020, Arrobajuarez.com.
[email protected]