Flash Informativo... Desde que tomó las riendas del Ejecutivo en Chihuahua, el corralismo operó para tomar el control de los demás poderes en el estado, empezando por el Judicial. (...) / Francisco Flores Legarda (Cartas al director)
cabezal
Ciudad Juárez | Dólar: COMPRA -VENTA -Suscribase Suscribase

Trasfondo

Los signos del fin del mundo/Los sismos de otoño

 

Carlos Murillo González

“…Todo poder emana del pueblo…el pueblo tiene en todo momento, el inalienable derecho de alterar o modificar su forma de gobierno.”
Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos


Los signos del fin del mundo

Tantas cosas pasando en tan corto tiempo: huracanes, terremotos, tsunamis, el retorno de la Guerra Fría, crisis económicas, escasez de agua, todo pareciera indicar la próxima destrucción del mundo como lo conocemos. ¿Estos fenómenos son cíclicos o naturales?, ¿los ha provocado la misma especie humana?, ¿estamos viviendo el fin de los tiempos, la extinción del homo sapiens y otras especies?


Más Trasfondo

Juego de Ojos

Recuerdo de Conrad y Kipling


Miguel Ángel Sánchez de Armas


Estoy totalmente en desacuerdo con quienes aseguran que el triunfo de los franceses sobre los croatas el domingo fue la prevalencia de la civilización occidental sobre el fundamentalismo balcánico.

Si bien el recuerdo de las atrocidades de la Ustacha está fresco y nombres como Filopovic, Brzica, Asner, Gotovina, Tudjman y otros, evocan imágenes de una brutalidad inaudita, me parece un despropósito mezclar el futbol con hostilidades regionales que se remontan al siglo XIII… aunque viéndolo bien en ese deporte los despropósitos parecen ser parte del juego.


Más Juego de Ojos

 

MarcaPasos

LA SUCESIÓN EN LA UACJ PARA EL PERIODO 2018-2024


Leobardo Alvarado


La sucesión en la rectoría de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez (UACJ) esta próxima. Hasta hoy en día la situación es de polarización. Contrario a lo que algunas voces sugieren en cuanto a que pesará la división de grupos en la elección, tal vez lo que hay es un alto potencial para caminar en el sentido de la construcción de un proyecto universitario académico. La pregunta que debe hacerse es si por encima de nombres y posturas personales y de grupo, por primera vez las y los académicos, estudiantes y administrativos de la UACJ en conjunto pueden ponerse por encima de las discusiones que actualmente están en los extremos, para de manera abierta buscar construir un consenso de un proyecto académico para la comunidad universitaria y que beneficie a la ciudad.


Más MarcaPasos

 

desde
España


¿Anticipan Venezuela y Argentina una ciclogénesis económica en América Latina?

Germán Gorraiz Lopez

La conjunción de una nueva crisis del petróleo que podría elevar los precios hasta los 100 $ el barril para finales del 2018 con la excesiva fortaleza del Dólar podría provocar una ciclogénesis económica en América Latina y el Caribe.

La tormenta perfecta: Petróleo y Dólar

Los principales países desarrollados cuentan con reservas estratégicas de petróleo que destinan exclusivamente para uso en situaciones críticas para garantizar el consumo interno durante un par de meses, inventarios que habrían sufrido una caída por debajo de la media de los últimos cinco años. Ello, aunado con un aumento de la demanda energética mundial cercana a 1,5 millones de barriles al año, el recorte de producción pactado entre Rusia y la OPEP y una peligrosa caída de la producción en países como Venezuela (600 mil barriles menos al día), Angola (300 mil barriles menos al día), posibles disrupciones en el bombeo de países inestables como Nigeria y Libia y el incremento de sanciones de EEUU a Irán podría desembocar en un recorte de 1,5 millones barriles, lo que conllevará un peligroso incremento de los precios del crudo hasta niveles de los 100 $ barril para finales del 2018.


Más desde España


Por los caminos de Sancho

México, Sancho y yo


Renward García Medrano


Yo tuve un amigo y maestro, viejo periodista, que no sólo me indujo al oficio, sino que iluminaba con su inteligencia aguda y heterodoxa, los laberintos de la vida del país y del mundo en los dos decenios que nos frecuentamos. Cada semana me reunía a desayunar con don Horacio Quiñones y a veces, con algún invitado. Coincidíamos en mucho, pero teníamos diferencias. Para él era claro que todos los títeres, incluyendo al grueso de los políticos, estudiantes y soldados, eran movidos por las pugnas precoces de la sucesión presidencial, y no por el choque de generaciones y mucho menos de ideologías.

En la huelga estudiantil de 1968, como profesor de la Escuela Nacional de Economía pasaba las noches que podía en la UNAM, al igual que otros y más meritorios amigos, como Lalo y Pablo Pascual, Eliezer Morales o Rolando y Fallo Cordera (Yo no conocía a Woldenberg). Don Horacio no cedía en sus opiniones sobre la marcha de los acontecimientos. La sociedad estaba dividida. Los mayores criticaban a los jóvenes y éstos llegábamos a veces al extremo de la ruptura. La incomunicación inició la debacle de la institución familiar.


Más por los caminos

 

 

 

 
Por los caminos de Sancho
 

 

México, Sancho y yo

Yo tuve un amigo y maestro, viejo periodista, que no sólo me indujo al oficio, sino que iluminaba con su inteligencia aguda y heterodoxa, los laberintos de la vida del país y del mundo en los dos decenios que nos frecuentamos. Cada semana me reunía a desayunar con don Horacio Quiñones y a veces, con algún invitado. Coincidíamos en mucho, pero teníamos diferencias. Para él era claro que todos los títeres, incluyendo al grueso de los políticos, estudiantes y soldados, eran movidos por las pugnas precoces de la sucesión presidencial, y no por el choque de generaciones y mucho menos de ideologías.

En la huelga estudiantil de 1968, como profesor de la Escuela Nacional de Economía pasaba las noches que podía en la UNAM, al igual que otros y más meritorios amigos, como Lalo y Pablo Pascual, Eliezer Morales o Rolando y Fallo Cordera (Yo no conocía a Woldenberg). Don Horacio no cedía en sus opiniones sobre la marcha de los acontecimientos. La sociedad estaba dividida. Los mayores criticaban a los jóvenes y éstos llegábamos a veces al extremo de la ruptura. La incomunicación inició la debacle de la institución familiar.

Renward García Medrano

 

 

Estimados amigos: por motivos personales tendré que interrumpir las entregas semanales de la columna Por los caminos de Sancho. Muchas gracias por la paciencia que me tuvieron durante estos años. Tal vez más adelante haya oportunidad de que nuestras veredas se vuelvan a cruzar. Renward.

 

 

 

México, Sancho y yo

 

 

Renward García Medrano

 

 

 

Yo tuve un amigo y maestro, viejo periodista, que no sólo me indujo al oficio, sino que iluminaba con su inteligencia aguda y heterodoxa, los laberintos de la vida del país y del mundo en los dos decenios que nos frecuentamos. Cada semana me reunía a desayunar con don Horacio Quiñones y a veces, con algún invitado. Coincidíamos en mucho, pero teníamos diferencias. Para él era claro que todos los títeres, incluyendo al grueso de los políticos, estudiantes y soldados, eran movidos por las pugnas precoces de la sucesión presidencial, y no por el choque de generaciones y mucho menos de ideologías.

 

En la huelga estudiantil de 1968, como profesor de la Escuela Nacional de Economía pasaba las noches que podía en la UNAM, al igual que otros y más meritorios amigos, como Lalo y Pablo Pascual, Eliezer Morales o Rolando y Fallo Cordera (Yo no conocía a Woldenberg). Don Horacio no cedía en sus opiniones sobre la marcha de los acontecimientos. La sociedad estaba dividida. Los mayores criticaban a los jóvenes y éstos llegábamos a veces al extremo de la ruptura. La incomunicación inició la debacle de la institución familiar.

 

Yo creía que estaba naciendo el “hombre nuevo” y trataba de ponerme a su altura. Leía y discutía a Marcuse, Godelier, Harneker y los marxistas de las más variadas corrientes. Yo vivía en la oscuridad, buscando un hilo que me acercara la realidad. Las ideas y emociones estaban a flor de piel. El paso de los días me angustiaba: “desconfía –se decía desde el comando informal de París– de los que tienen más de 30 años, y yo ya había perdido 27 en medio de la nebulosa pequeña burguesía.

 

Los hechos del 2 de octubre nos sobrecogieron. Creo que durante unos días literalmente perdí la razón, confundido por la rabia, el miedo, la impotencia. Y angustiado por el riesgo del terrorismo de Estado. Parecía inminente un golpe militar, pero se interpuso el patriotismo –¿saben los políticos de hoy qué es eso?– del general Marcelino García Barragán.

 

En 1970, Luis Echeverría nos desconcertó. Su lenguaje no era el kafkiano de un ex secretario de Gobernación y candidato a la Presidencia. Díaz Ordaz estuvo a punto de sustituirlo por Alfonso Martínez Domínguez. Cuando ganó la elección, don Horacio le preguntó si se estaba quitando una máscara o poniendo otra.

 

Muchos jóvenes del 68 se incorporaron al gobierno, murieron, unos se autoexiliaron y otros se fueron a la guerrilla. En mi libro “1968. Con sus propias palabras” documento que algunos apasionados panegiristas de Díaz Ordaz, como Porfirio Muñoz Ledo, escalaron en la pirámide político-administrativa y hoy son paladines de la democracia antipriista.

 

Pasada la tormenta de 1968 y antes de la de 1971, don Horacio y yo conversamos de no sé qué tema y él me pidió que hiciera un resumen. Se lo envié y al día siguiente me sorprendió verlo publicado en la sección editorial de El Día, el magnífico diario fundado y dirigido por don Enrique Ramírez y Ramírez. Llamé a mi amigo y me transmitió la invitación del director para publicar un artículo semanal en el periódico, y así lo hice hasta que le renuncié a un burócrata que pretendía censurar uno de mis textos.

 

A los pocos meses decidí que mi artículo semanal llevaría el nombre genérico Por los caminos de Sancho y, solo por eso, empecé a llamarle “columna”, lo que me hacía sentir más periodista.

 

¿Por qué Sancho y no don Quijote? Porque otro gran viejo, cálido y adorado, León Felipe, me enseñó que ambos, caballero y escudero, cabalgan por las mismas sendas que ellos van abriendo, que son uno y nada más en su peregrinar infinito.

 

La tarde que leyó por primera vez uno de los poemas que más hondo me han tocado: “Oh, este viejo y roto violín”, dijo  con su voz estentórea y cascada de violín roto:

 

¡Que nadie le llame Sancho Panza!

Es Sancho, a secas.

¡Sancho nada más!

Sancho quiere decir: hijo del Sol,

Súbdito y tributario de la luz.

Además ya tiene Fantasía.

Ya habla como Don Quijote…

Y ha aprendido a verlo todo como él…

Ahora puede usar, él mismo, el mecanismo metafórico.

De los poetas enloquecidos…

Ahora puede levantar las cosas de lo doméstico a lo épico…

De la sordidez a la luminosidad.

Ahora puede decir como su señor:

– Aquello que vemos allá lejos, en la noche sin luna, tenebrosa,

no es la mezquina luz de una humilde cabaña de pastores…

¡Aquello es la estrella de la mañana!

 

Don Quijote y Sancho llevan 400 años cabalgando. Yo tengo menos de medio siglo tratando de seguir sus caminos. Pero estoy cansado… muy cansado. Y veo al país cubierto cada vez más con una nebulosa. ¿Cómo analizar lo que no entiendo?... creo que intentaré montar en las ancas de Rucio, “Rucio amigo, Rucio estoico, Rucio sufrido, Rucio Paciente.”

 

Por eso doy por terminado mi compromiso de una colaboración semanal para La Jornada Morelos, cuyo director, León García Soler, fue siempre respetuoso y un gran amigo. Ya no podré enviar cada semana la columna al puñado de amigos que la recibían por correo electrónico ni enviarla al gran amigo, José Antonio Aspiros, para que la difunda con un celo profesional que lo engrandece. De mi deuda de gratitud con usted, amigo lector, mejor no hablo porque no tengo como pagarla. Quizá usted y yo volvamos a cruzarnos por los caminos de Sancho. Quizá.

 

 

Renward García Medrano

[email protected]

 

----------

Renward García Medrano es profesor, economista, escritor y periodista.  Ha sido profesor universitario, Director Editorial de la Presidencia de la República (1970-1976), director general de Comunicación Social de la Secretaría de Patrimonio y Fomento Industrial (1976-1982), Secretario Ejecutivo del organismo internacional CADESCA-SELA, director de Ediciones del diario El Nacional y la revista Tiempo, director y conductor del programa televisivo Fin de Siglo, director y conductor de diversos programas radiofónicos del Instituto Mexicano de la Radio. Ha sido profesor de la UNAM y del instituto Matías Romero de Estudios Diplomáticos (IMRED-SER); dictado centenares de conferencias y participado en numerosos seminarios y coloquios académicos. Actualmente es columnista político dominical de Ovaciones y colaborador de La Jornada Morelos. Es autor de varios libros, entre ellos México en el Mundo;  1968, en sus propias palabras, ¿Qué Hacer? Manual para priistas en desgracia,  Perfil Biográfico de Adolfo López Mateos.

 


  Imprime este texto


Más Información de Por los caminos de Sancho

México, Sancho y yo
El PRD regresa a su caverna
Riqueza y corrupción
Pálidas esperanzas
El corporativismo y la CNTE
Callejón sin salida
Pacto o conflicto
Después del desalojo
¡El grito en el Zócalo!
El error de Ortiz
Carta a la CNTE
El ángel exterminador
Autodefensas
Mitos
Elites voraces
Madero, Zambrano y otras vergüenzas
El pacto como pretexto
La piñata de billetes
Corruptos
Que la Patria os lo demande

 
PUBLICIDAD
MÁS INFORMACIÓN

Quedará sin agua el lunes la
'zona dorada' por trabajos en la red
| Portada
Localiza Tránsito a niña de cinco
años que paseaba sola a su perro
| Portada
Tirotean, ejecutan a mujer en
plaza comercial de Talamás Camandari
| Portada
Con 'cuerno' ejecutan a madre y
su hijo adolescente en la José Martí
| Portada
Caluroso fin de semana
en torno a los 40ºC.: PC
| Portada
Balean, matan a joven en el
cruce de Lerdo y 16 de Septiembre
| Portada
Auxilian Tránsitos a embarazada
que da a luz en una camioneta
| Portada
Persiguen y ejecutan a dos y lesionan
a dos más en la Felipe Angeles
| Portada
Ejecutan gatilleros a hombre
en calles de colonia Anáhuac
| Portada
Manejaban la pick up de un hombre
asesinado en la colonia Azteca
| Portada
Arrestan a asaltantes de Súper Eréndira; con arma de fuego despojaron de dinero y pertenencias a cajero y clientes | Portada
Sigue al alza la deportación:
540 en lo que va del mes
| Portada
Buscarán crear un ''mini
Chamizal'' en la colonia Anapra
| Portada
Asiste Alcalde Armando
Cabada a Conferencia Nacional de Seguridad Pública Municipal
| Portada
Vuelca y se incendia tráiler en
Mesa y Yandell, centro de El Paso
| Portada
Los días 10 y 11 de agosto
''La Beerbena Grill Master Experience''
| Portada
Empresarios, promotores
y artistas invitados a aprovechar el Estímulo Fiscal Para la Cultura
| Portada
Recibe Juárez reconocimiento
en IV Cumbre Iberoamericana de
Agendas Locales de Género
| Portada
Multa el INE al PRI con 36.5
millones por recepción de descuentos salariales a burócratas
| Portada
No es personal, no es contra
González Mocken; es por el derecho
de los juarenses: Cabada
| Portada

Gotera

   Ganar una elección.
    Pero, más, y mejor: apropiamiento.

    ¿Conciencia?
    Seguro lo intuían, pero al surgir los datos duros, fue cuando muchos se han venido a enterar con gran sorpresa que no eran huérfanos, que forman parte de una gran mayoría, por décadas dispersa.
    Se sabía potencial --a partir de los fraudes del '88,'06 y el 12-- pero esa muchedumbre sólo hasta ahora se muestra en urnas, rotunda por descomunal, indefraudable por colosal.
    Y la experiencia, enseña.
    Si bien el encabronamiento contra un modelo neoliberal depredador impulsó el voto en su contra, vía la ruta que el candidato ganador supo construir, de gesto de reproche el comportamiento ciudadano bien puede escalar al empoderamiento.
    A saberse cuerpo y no célula; parte de una corporalidad, ya no moléculas aisladas sino masa que crea eso, su propio y determinante peso específico.
    Es como descubrir la suma, y así saber que la adición es un todo, y que ese total se puede ejercer en cualquier momento, dirección y para lo que se le hinche.
    Es cuando los solitarios eslabones entran en dimensión cívica, se miran al espejo de la república y de pronto conciben...que son cadena.


Más Gotera

Contexto


México:
año nuevo,
gobierno viejo

flecha

Leviatán

Desorden Público


Ramón Quintana Woodstock

 

Un joven víctima de la sobreprotección de su madre, suele sentarse con los pies encima de la posadera, dice incoherencias y se lo repite a él mismo una y otra vez, además, camina de puntitas para no agredir con más peso al planeta tierra. La representante de una actriz que sueña con ser mejor que su propia representada. Por otro lado, una ingenua, ñoña, que en su primera cita va tejiendo toda una escena de encuentro, en donde augura ser amada…necesitada.



Más Leviatán

La Nota Nostra

Rótulos

 

Ramón Quintana Woodstock

 

En los albores de los 90s era un greñudo que gustaba de la caguama y el rock, mi atuendo era sencillo, jeans, botas de trabajo y camisa de cuadros. Mi pelambre castaño contrastaba con mi cara de Diego Rivera, no había otra cosa más que ser el galán que lucía su larga y brillosa cabellera que rondaba la cintura, me sentía la última Tecate  en el Azteca, porque en mi traslado en el transporte urbano rompía con el molde, pues un varón con la mata de ese tamaño no era normal.

 

Mediometro

La desatada cacería de agentes ministeriales a manos de sicarios ¿se debe a?
Represalia al buen desempeño policiaco
 [tally] 0%
Disputa entre grupos internos
 [tally] 27%
Ataques casuales, inconexos
 [tally] 0%
'Acalambramiento' al gobernador
 [tally] 9%
Por favorecer a uno de los cárteles
 [tally] 9%
Al 'cobro' de pérdidas por acciones policiacas
 [tally] 18%
Respuesta a las advertencias oficiales
 [tally] 0%
Acción de predominio narco en la entidad
 [tally] 27%
Generar desgobierno con objetivo electoral
 [tally] 9%
Este sondeo de opinión no tiene valor estadístico, responde tan sólo a las respuestas voluntarias de los lectores que desean manifestarse.

DesdeJuárez

La policía no es poca cosa

 

Juan Hernán III Ortíz Quintana

Para que exista la democracia es esencial que debatan distintos puntos de vista, que se pongan en la mesa las alternativas y la ciudadanía decida tomar una postura. Las opiniones pueden ser opuestas y bueno en ocasiones una implica eliminar a la otra. La eutanasia, el aborto, son ejemplos claros de debates polarizados donde llegar a un acuerdo no significa el fin de la discusión. Legalizar o despenalizar, el debate no termina.

Durante años, creo, he escrito presentando mi punto de vista, coincide o no con el de mucha gente, pero es la primera vez que me parece esencial cuestionar el punto de vista de otro articulista pues es sumamente relevante un tema que quiere hacer pasar por desapercibido.


Mas Juárez

A la Cabeza

Abandono de la legitimidad

 

Francisco Flores Legarda


Sin Un Alma Desarrollada Nadie Está Despierto
Jodorowsky


A las elecciones del primero de julio del 2018 les aguarda un análisis reposado.

Sí, tenemos impresiones, de cada quién según su parecer.

Las encuestas fueron dando cuenta fiel de las preferencias del electorado, del fenómeno de una candidatura que tomó la punta, siguió avanzando y no se detuvo hasta ganar, para no dejar espacio al litigio judicial.


Mas información

 

 

© Copyright 2018, Arrobajuarez.com.
[email protected]